Zazen : solo sentarse

Shikantaza, solo sentarse, zazen, meditación sentada.

Sentado en la postura en la que el Buda tuvo el despertar, sin dejarse llevar por ningún pensamiento, sin objeto, es el corazón de la práctica en nuestra escuela, recogimiento puro, sin más.

No se trata de meditación en el sentido de reflexión, tal y como se considera en Occidente, sino más bien de absorción meditativa. Es ser uno con zazen, abandonar, dejar de lado cuerpo y mente, es decir todas las preocupaciones cotidianas, las cavilaciones, pero también todas las ideas que se puedan tener sobre el zen, sobre zazen y hundirse totalmente en el instante, que es pura presencia, sin nada. ‘Despojados del ser viejo’, nos abrimos completamente a la realidad del aquí y ahora.

En la India los ascetas siempre practicaron la meditación, sin embargo, lo que caracteriza zazen es que está directamente vinculado al despertar del Buda, es la expresión, la actualización de ese despertar.

 

Katia Kôren Robel.

 

 

Español